Hace muchos años tenía un sueño hacer un voluntariado. Finalmente, después de estudios y mucho trabajo decidí con 32 años que mi vida necesita un cambio. Me pregunté: que sueño tienes que todavía no has realizado? Ahora pienso que está pregunta es la mejora de mi vida. Unas meses después ya estaba colaborando en un proyecto de Avassv

Siempre voy a recordar al primer día de mi voluntariado. Llegué a una casa llena de amor, de sonrisas, de esperanza y de vida. Los niños estaban jugando con los voluntarios quienes daban todo su cariño.

Maite Garcia Pérez, Estudiante de Medicina UCV